Buscar
faith-buildersSi DONAS AHORA, harás que nuestra misión crezca de muchas formas más.
U$39,884 han sido donados por 267 campeones de la fe.
73% de $55,000 para   la misión

¿Hay algo que podamos hacer
para detener las masacres?

Cómo responder al terrorismo, bombas,
y tiroteos masivos

Las masacres están sucediendo demasiado a menudo. Incrementándose también. Los asesinatos del 14 de diciembre de 2012, de  veinteniños de seis y siete años de edad y de los seis adultos que intentaron protegerlos en Newton, Connecticut y los tiroteos, me recuerdan la masacre de los santos inocentes que tuvo lugar en la época en que nació Jesucristo.

Santos Inocentes - Duccio

Sin duda los padres de esos niños lloraron como los padres de hoy en Newton. Sin duda la ciudad entera de Belén sufrió, como la nación entera y todo el mundo están sufriendo hoy. Nuestro mundo de hoy está experimentando un grito colectivo de dolor por la pérdida de veinte niños inocentes que fueron engañados sobre los planes que Dios había pensado para ellos, sus vidas fueron terriblemente cortadas. Incluso estamos colectivamente horrorizados de que haya sucedido.

víctimas del tiroteo de Newtown

Creo que la clave para detener estas masacres se oculta en nuestro dolor colectivo.

Cuando la noticia de la masacre de la escuela primaria llegó a nuestra atención, aún estaba fresco en nuestras memorias el terrible tiroteo en el cine de Colorado. Pero esta vez, parece incluso peor porque nos preguntamos cómo alguien podría apuntar un arma y apretar el gatillo contra un niño y luego otro y otro y más.

Después de los asesinatos del cine, rezamos por las víctimas y sus familias. Y hemos escuchado historias de los héroes de ese incidente, esperando que esto nos proporcionaría un poco de sanación y un recordatorio de que la bondad todavía abunda en nuestra sociedad cada vez más violenta. Luego volvemos a poner nuestro enfoque en nuestras vidas, tratando con nuestras propias violencias relativamente de menor importancia (tensiones económicas, pérdida de trabajo, las relaciones rotas y otras dificultades).

Tratando de volver a la normalidad, ingenuamente esperábamos que habíamos visto al último de los tiradores dementes masacrando a gente inocente.

El FBI describe un “tiroteo masivo” a cualquier incidente en que un agresor dispara contra cuatro o más personas, no incluido él o ella misma. Bajo esa definición, 19 balaceras masivas han tenido lugar desde el 16 de abril de 2007, la fecha de la masacre de Virginia Tech. La mayoría de ellos – ¡12! – ha ocurrido sólo en 2012.

  1. Feb. 21: Norcross, Georgia. Un hombre de 59 años de edad, a quien se le había pedido dejar el spa de la familia, volvió más tarde y mató a 4 familiares (sus hermanas y sus maridos) antes de dispararse a sí mismo.
     
  2. Feb. 27: Chardon, Ohio. Un estudiante de secundaria de 17 años de edad entró en la cafetería de una escuela e hizo 10  disparos contra cinco estudiantes sentados en una mesa. Tres murieron, dos sobrevivieron a sus heridas.
     
  3. Marzo 8: Pittsburgh, Pennsylvania. Un ex asistente de enseñanza de la Universidad de Duquesne, al que le habían prohibido estar en el campus, comenzó a disparar a víctimas al azar mientras marchaba a través de un hospital psiquiátrico. Lo mató la policía después de disparar a ocho personas, matando a uno de ellos.
     
  4. Abril 2: Oakland, California. Un ex estudiante de enfermería volvió a la escuela, alineó a estudiantes contra la pared y empezó a dispararles. Siete fueron asesinados, cuatro heridos. 
  5. Abril 6: Tulsa, Oklahoma. Un joven de 19 años de edad con un compañero de 33, dispararon al azar a hombres negros mientras conducían alrededor de la ciudad en el fin de semana de Pascua. Tres murieron, dos sobrevivieron.
     
  6. Mayo 30: Seattle, Washington. A un hombre con un historial de problemas mentales y de comportamiento desequilibrado le fue pedido que saliera de una cafetería. Él respondió disparando a todo el mundo, matando a cinco e hiriendo a uno.
     
  7. Julio 20: Aurora, Colorado. Un hombre de 24 años de edad entró en una sala de cine, lanzó bombas de gas y abrió fuego, matando a 12 e hiriendo a cincuenta y ocho.
     
  8. Agos. 5: Oak Creek, Wisconsin. Un supremacista blanco entró en un templo Sikh y abrió fuego justo antes de los servicios del domingo, matando a seis e hiriendo a tres antes de suicidarse.
     
  9. Sept. 27: Minneapolis, Minnesota. Un hombre que fue despedido de su trabajo disparó a sus dos administradores, el propietario, otros empleados y un conductor de UPS, matando a seis e hiriendo a tres antes de dispararse a sí mismo.
     
  10. Oct. 21: Brookfield, Wisconsin.  Un ex Marine, cuya esposa había obtenido una orden de restricción contra él, entró en su lugar de trabajo y le disparó a ella y a otras seis mujeres, matando a tres antes de suicidarse.
     
  11. Dic. 11: Happy Valley, Oregon. Un hombre de 22 años de edad, que había perdido su trabajo, dispararó al azar a los compradores en un centro comercial, matando a dos e hiriendo a uno antes de que su arma se atascara; él se suicidó con un disparo final.
     
  12. Dic. 14: Newtown, Connecticut. Un joven de 20 años de edad mató a su madre y entonces se dirigió a una escuela primaria donde masacró a veinte niños y seis adultos y luego a él mismo.
     
  13. ACTUALIZACIÓN: Octubre 21, 2013. Dos personas son muertas y dos niños quedaron en estado crítico después de un tiroteo el lunes en una escuela secundaria en Nevada.

Nos preguntamos: “¿Cuándo termina? ¿Dónde será el siguiente tiroteo? ¿Están seguros mis hijos cuando van a la escuela? ¿Es seguro ir al centro comercial?”

Inmediatamente después de la masacre de Newtown, una tormenta de angustiados tweets y posts de Facebook y blogs de comentarios apuntaron dedos proverbiales hacia lo que fuera o quien podría ser el culpable. Pero esperemos que no pare ahí. Esperemos que nuestro dolor y aflicción colectiva dé lugar a un examen colectivo de conciencia.

En primer lugar, necesitamos darnos cuenta que en realidad somos una comunidad y que los problemas que suceden en una familia tienen un efecto dominó que nos afecta a todos y tiene sus raíces en los problemas de la sociedad entera. Nuestro mundo no es una gran mole de individuos, ocupándose de sus propios negocios, nada más allá de nuestra conciencia personal. Nosotros, que nunca hemos oído hablar de Newtown, Connecticut, antes de que los niños fueran sacrificados, no estamos desconectamos de los factores que contribuyeron a la masacre.

Sin embargo, así es como tratamos de vivir. Hemos pasado los últimos decenios convenciéndonos a nosotros mismos y a nuestros hijos que el valor más alto es “Yo primero” (egoísmo) y: “Puedo decidir lo que es correcto para mí” (relativismo moral) y: “es mi cuerpo y puedo elegir si el embarazo debe ser terminado” (devaluación de la vida de fetos humanos).

¿Por qué deberíamos sorprendernos que una persona no tenga conciencia y mate al azar tan fácilmente a varias personas en una juerga de tiro? ¿Y por qué nos choca que cualquiera pueda apuntar a niños como objetivo? Nuestra sociedad colectiva ha ido cultivando una cultura de desprecio por cualquier persona que nos hace menos conveniente nuestra vida individual. Desde la decisión  Roe vs. Wade la Corte Suprema en 1973, casi 50 millones de seres humanos han sido abortados, su vida truncada antes de que incluso tuvieron la oportunidad de tomar su primer aliento. (Este número se basa en los datos del Centro de Control de Enfermedades y del abortista Instituto de Guttmacher, un ex brazo de investigación de Planned Parenthood que recibe números directamente en centros abortistas).

¿Qué se necesitaría para que la marea se tornara del individualismo y el egocentrismo hacia la preocupación colectiva y el enfoque centrado en el otro? ¿Cuántos niños más podemos tolerar que sean sacrificados antes de que nosotros, como sociedad, examinemos honestamente nuestra cultura? ¿Realmente – colectivamente –no vemos una conexión entre el asesinato de bebés por nacer y la matanza de niños de la escuela primaria?

Por supuesto hay muchos otros factores, muchos otros males de la sociedad – que condujeron a la masacre de la escuela primaria. Por ejemplo, la aceptación de los videojuegos violentos que se han vuelto cada vez más realistas. El elevado número de niños que crecen con padres divorciados, nunca aprenderan a hacer relaciones de trabajo. La pérdida de sacrificio como un valor importante, dando por resultado abortos y divorcios y la glorificación de la comodidad y la satisfacción personal. Yo podría seguir y seguir, pero mi punto es este: individualmente, nosotros no podemos hacer nada para prevenir otro tiroteo. Colectivamente, sin embargo, hay mucho que podemos hacer.

No debemos creer al Maligno

Colectivamente, hay mucho que se debe hacer. Comienza con darse cuenta de que debemos poner a un lado el pensamiento egoísta en aras de convertirnos en una comunidad orientada. Entonces, finalmente, colectivamente podemos construir una cultura en la cual un joven preocupado y enojado no descargue su propio dolor causando dolor incurable a los demás robándoles violentamente a sus seres queridos. Necesitamos construir colectivamente una sociedad donde sea absorbido en el tejido de cuidado social. Colectivamente debemos analizar, reformar y reconstruir lo que está estropeado en nuestro mundo. Colectivamente debemos valorar tanto nuestras vidas que los aspirantes a asesinos sean rescatados a una edad muy temprana de los factores que contribuyen a las masacres.

© 2012 por Terry A. Modica


Por favor, comparte esta página con otros; utiliza los Íconos para compartir al tope de esta página.
Propiedad de Good News Ministries. Impreso para usuario único, uso personal exclusivo. Se requiere permiso para su distribución. Impreso de: http://www.gnm-es.org/justicia-social/detener-masacres/

Comments:
Anónimo: “No debemos sorprendernos cuando escuchamos hablar de muertes, asesinatos, guerras u odios. Si una madre puede matar a su propio hijo, ¿qué nos queda sino matarnos unos a otros?” Madre Teresa de Calcuta”
Richard: “Terry, esto es muy bueno y toca muchos temas; desde enfermedades mentales hasta la diferencia entre masacre y la matanza de inocentes en el vientre.En Facebook he pedido a otros que no juzguen rápidamente, no tenemos todas las respuestas, ya que alguien culpó a la madre porque tenía armas en la casa. Otros han hablado de enfermedad mental, lo cual es una buena posibilidad. Otros, como tú, destacan que algunos han entrado en un período de dolor o tristeza por esto, pero promueven la matanza de inocentes en el vientre.

He hecho una nota sobre que ningún tiroteo ha sucedido en una escuela confesional donde Dios no ha sido excluido. Sé que se avecina el clamor por un control de armas más estricto, algunos ya lo piden, esta noche hice un pequeño artículo sobre “derecho a portar armas o quitárselas” y analicé lo que sucedió en otros países donde se prohibieron las armas. La respuesta ha sido: mira los problemas morales y sociales detrás de este tiroteo en relación con Humanae Vitae. Una persona escribió: “Creo que debemos unirnos y profundizar más en el Señor, este mundo necesita el testimonio de aquellos que están ‘en Cristo’, hay mucho trabajo por hacer y ya no podemos callar”. “Predique el evangelio en todo momento; cuando sea necesario, use palabras.” San Francisco.

Con respecto a la diferencia entre matar a estos niños y a los no nacidos, algunos ven que no hay diferencia pero muchos de nuestras autoridades electas no; el Presidente mostró remordimiento por los niños y las maestras de la escuela pero promueven y apoyan con fondos, mediante impuestos, la matanza de santos inocentes en el vientre.”

Anónimo: “Con estos asesinatos, creo que se nos está mostrando lo que está sucediendo dentro de un vientre en un aborto.”
Anónimo: “Los asesinatos sucenden no sólo en los EE.UU sino en todas partes del mundo. Estoy de acuerdo contigo al mencionar cuál es la razón posible de que esté sucediendo esto. Pareciera que el hombre ha perdido el sentido de Dios y piensa sólo en sí mismo: “¡Si no puedes tomarlo, déjalo!”, deja tu relación, deja tus hijos, deja a aquellos que no te aman. Es muy triste que nade parece querer hacer un sacrificio por el bien de otros o muestran preocupación por cualquiera que lo necesite.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres crecer en
la fe diariamente?


Recibe las
Reflexiones de las
Buenas Nuevas

como ésta
¡todos los días por
correo electrónico
!

¡Seré un CAMPEÓN
de las Buenas Nuevas!
Envia donaciones a:
Good News Ministries
11705 Boyette Road, Suite 277
Riverview, Florida 33569 USA
Contenido del sitio web © 1996 - 2019
La mayoría de las fotos © Terry Modica. Todos los derechos reservados.
Vea nuestra página de copyright para los permisos.

Good News Ministries gnm.org

Good News Ministries de Tampa Bay es un ministerio católico de formación de la fe adulta y evangelización en la Diócesis de St. Petersburg en Florida. Ofrecemos eventos en idioma inglés tales como seminarios, retiros, cursos y misiones parroquiales y las traducimos al castellano cuando es posible. Nuestros oradores para la educación católica de adultos se especializan en la enseñanza de documentos de la Iglesia, estudios bíblicos, la Vocación al Matrimonio y la oración. Nuestros servicios incluyen las Reflexiones de las Buenas Nuevas diarias sobre las lecturas de la Misa Católica, artículos online ("PalabrasVivas") sobre la Fe Católica y mucho más. Como una organización caritativa sin fines de lucro, GNM no cobra ninguna tarifa pero acepta donaciones para continuar su ministerio. Catholic Digital Resources es una compañía editora de Terry Modica donde todo lo que es gratis para el uso individual en este sitio, puede estar disponible para distribución pública; el sitio está en inglés pero todo lo que está a la venta, está o puede estar disponible en castellano. Good News Ministries de Tampa Bay, Inc., es una agencia de oportunidades igualitaria, nunca discriminamos en base a edad, etnia, género, nacionalidad, discapacidad, raza, talla, religión, orientación sexual o entorno socioeconómico, más allá de lo que permite la ley.